12.03.2015

Entrada al paraíso...

Hace días escuche una conversación entre una señora pasada de años y una chica de lente y fumando en la banqueta; la indiferencia era el común denominador de ambas; la primera era indiferente al frío, al hambre, al desprecio de quienes pasaban frente a ella e ignoraban la mano extendida y las muñecas de trapo tendidas en la banqueta; en la segunda, la indiferencia la empleaba como un escudo hacia el prójimo, aderezado por los lentes oscuros de alguna marca reconocida y de la que enteré pago 3,500 pesos y rabiaba porque el novio la dejo esperando fuera del coche mientras el "perro" compraba unos cigarros en el oxxo de la esquina; La chica desdeñosa le pregunta que de donde es y si habla español a lo que la señora responde: -hablo el idioma del pueblo el cual no conoces. La chica sonrie burlona y a mi me quema la lengua por decirle algo soez y borrarle la puta sonrisa del rostro; - vieja pinche, a parte de jodida, jodona! le responde a la señora; - no hija, hablo el idioma del pueblo, porque te veo y me das lástima; veo tu juventud atorada en una emocion que no te conduce a nada y que espera; ustedes, los de tu edad, siempre esperan; esperan un novio, esperan un trabajo, esperan una oportunidad, esperan que sus padres les den, esperas que el mundo te vea porque eres bonita, esperas que yo te conteste a una pregunta tan tonta como si hablo español; acaso no me vez la piel, ni mis trenzas, ni mis muñecas que hago para comer?; acaso crees estoy sentada aqui, helandome el culo solo para poder esperar que alguien pase y se apiade de mi y me de unos pesos para mis nietos y yo; no hija, hablo el idioma del pueblo, porque entiendo el hambre, el trabajo, la soledad, el frío y toda la necesidad. La chica cierra la boca, se voltea indignada y se coloca los audifonos e ignora a todos. La señora, se gira hacia mi, me ve de abajo hacia arriba y me mira duramente: -tu eres de las que esperan a la puerta o eres de las que ya trae la llave y pasa?; no entendí su pregunta y con ceño fruncido se lo hago saber; levanta la mano, señala el manojo de llaves que cuelgan de mis manos y me dice: que lástima, que lo tengas todo en la mano y no lo sepas; baja su mirada y me siento peor que perro bajo la lluvia.

Muy cierto, todo lo tenemos en la mano... pero que poco tiempo nos damos para contemplar nuestra propia existencia.

Señora, hoy le respondo y sé que jamás se enterará: no soy de las que esperan en la puerta, soy de las que está del otro lado.

Gracias Doña, hoy me permitió entrar.

Besitos, besitos, tiritas, tiritas.


Soad.

El pudor se disuelve en alcohol y dinero...

Durisimo es quedarse atorado en sentimientos y recuerdos.

Hace días choque... literalmente choque con la luz de mis oscuridades; su sonrisa tibia, ligera, con humor candoroso me conmovió y rompió el dique de emociones y por fin, después de ocho años pusimos el punto sobre la i, sonreímos, intercambiamos patrones y recetas y nos despedimos, del ayer, del amor, de los enojos, de las sonrisas, de los pasados, de las "pasadas", de las noches, las madrugadas, las mentadas, los gritos, las cortadas, las heridas y los tatuajes... Nos despedimos de lo que llamó casualidades y encuentros pintados en blanco y negro.

Gracias. Hoy tuviste el valor que a mi, durante años, me faltó.

El brindis de hoy, va a tu saludo.


Con infinito cariño, besitos y tiritas para ti.

Soad

2.15.2015

El final de los días perros

La felicidad me golpeo como un tren... destrozó mi tristeza y por más que corrí, sus ojos pequeños, rasgados, gritando su descendencia coreana y la enorme sonrisa en esos labios delgados...me atraparon... y yo nunca quise nada de él...  excepto todo lo que tenía... Ese día dejé la nostalgia atrás y empecé a correr, dejándolo todo y a todos... incluida la urna de sus cenizas... 

Besitos, besitos, tiritas, tiritas
(Corre ojitos de regalo, corre conmigo... puto el último en llegar)


Río Piedras


"Te libero de mi, de mis males, de mi mal genio... "  mientras conversaba conmigo, cito a Benedetti... sonreí y me burlé de su fatalismo... Le quedaban menos de tres días de vida y aún me colmaba la paciencia. Me devolvió la sonrisa de manera burlona, tal y como él sabe hacerlo. Casi era mi cumpleaños... faltaba menos de un mes, pero ambos sabíamos que eran nuestros últimos momentos juntos. No importaba el tiempo ni la ironía, sencillamente, eramos tu y yo y a la mierda los demás. Me pediste que abriera una bolsa debajo de tus medicamentos. Era un regalo. Nunca me regalabas nada y yo te colmaba en obsequios. Ese era nuestro ritual.. Tu cumpleaños era fiesta y el mío silencio. Así solía ser y me gustaba. Ese regalo me supo amargo. Era la clara señal que todo terminaba entre tu y yo. Que era nuestra ultima conversación sobre el amor, los hombres, las infidelidades, el honor, mis futuros hijos y tus tan anhelados nietos.


Por supuesto que no lo abrí a sabiendas que te molestó que no lo hiciera. Entiéndelo, en ese momento, significaba que aceptaba la pluma y firmaba nuestra disolución... La negación me vino bien en esos tiempos. 

Sucedió que te fuiste. Con una sonrisa en el rostro y llamando a tu mejor amigo: Jesús.

Con las semanas, tuve valor para abrirlo y leerlo. Tu obsequio fue un libro... "meloso" pero claro en el mensaje. Tarde tiempo en leerlo. Algo raro en mí, toda vez que soy una devoradora de libros. Leía una página y releía cada línea... al final, para mi sorpresa, ahí estaba, tus letras, tu ultimo mensaje... tu consejo final y las palabras precisas... el nudo se me deshizo y paso por mi garganta... No fui a un río Piedras, ni me senté ni llore... no así... pero entendí que a las personas ordinarias les suceden cosas extraordinarias, aún cuando ya no están físicamente...  Esto me dio valor para despedirme no solo de tí, sino de alguno que otro recuerdo... pero, efectivamente, aunque no estés... el amor permanece.


Besitos, besitos, tiritas, tiritas.






Tres años...( casi)

Que no publique no significa que dejé de escribir... sencillamente, deje de lado todo lo que ronda por mi mente y me dediqué al diario vivir... Estos años han sido buenos... no tan buenos.. e interesantes... Ha pasado de todo... desde mi matrimonio hasta pérdidas de mis tiempos futuros... 


En todos estos momentos, te extraño... no importa si no estas... para mí, aun sigues...




Besitos, besitos, tiritas, tiritas.

12.10.2012

G y C ..

tras muchos meses de ausencia; de no escribir, de no tomar un libro, de no pensar, de no sentir.. o de sentir a conveniencia... recibí un correo con una liga... http://diezmo-de-palabras.blogspot.mx/2012/12/todos-los-meses-son-diciembre.html?showComment=1355155491846

la liga trajo viejos recuerdos, viejos suspiros y nuevas sonrisas.
Precisamente cuando leo lo que en esas lineas hay, el viento del frente frio numero 14 azota en mi ventana, mece las cortinas y me cala en los pies descalzos que poso en la orilla de la cama.. mi nueva cama...

No sé como decirte lo que hay en mi mente, pero sé que entenderas perfectamente, aunque no diga ni una palabra, lo que hay en mi corazon.

Besitos y tiritas mi querida Gata de Tejado...
Para mi, aunque el tiempo pase, seras siempre la gatita de canasta.


Soad.

4.27.2012

gueyes de fuerza

... yo quiero.. yo quiero... puedo pedir unos 100 gueyes de fuerza?
snif, asi me sentiria como madonna...


http://www.youtube.com/watch?v=W795W63n7mA&feature=player_detailpage